CIUDAD DE MÉXICO, 19 de agosto de 2019.- El cambio climático se puede revertir de diferentes formas, y una de ellas, de acuerdo a un experto es la de consumir menos carnes.

Después de la energética y del transporte, en México la industria que más gases de efecto invernadero (GEI) arroja es la ganadera y, paradójicamente, también es la que más padecerá por los embates del calentamiento global, junto con la agricultura.

“La amenaza es tal que, de no cambiar nuestras conductas a nivel de producción y consumo, la seguridad alimentaria del país podría verse comprometida en pocas décadas”, señala el profesor Rafael Olea, de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia (FMVZ) de la UNAM en un comunicado.

Lee la nota completa en Quadratín CDMX