Rioverde, SLP., 25 de abril de 2019.- Un mecánico fue presuntamente asesinado y su cuerpo amarrado a una cama dentro de su propio negocio, donde fue localizado cuando su cadáver presentaba ya un grado de descomposición y desprendía olor fétidos.

El hallazgo ocurrió en la esquina de Bravo y Porfirio Díaz, al sur de la ciudad, sector que de inmediato se llenó de patrullas preventivas y de investigación.

La víctima fue identificada como Néstor Estalactitas González de 55 años y su cuerpo estaba amarrado a una cama, con estopa en la boca, además presentaba múltiples lesiones en su cuerpo, lo que hace suponer que fue torturado antes de morir.

Autoridades ministeriales iniciaron las investigaciones esta tarde, luego que a sus vecinos les pareció raro que no abrió en varios días y comenzaron a percibir fétidos olores del interior del local donde reparan transformadores, motores y bombas.