SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 26 de septiembre 2021.- El gobernador constitucional, José Ricardo Gallardo Cardona, acusó reiteradamente que recibe la administración estatal con un desvío de hasta 1, 700 millones de pesos.

“Una herencia maldita”, dijo. Principalmente en la Secretaría de Salud.

“Además, hubo medicamento que no llegó a la gente y lo peor, compraron millones de medicamentos falsos para atender el cáncer, mientras muchas familias pensaron que recibían sus medicamentos”, acusó.

También prometió en el discurso que no buscarían venganza, sino justicia, pero él y su equipo de trabajo verán hacia adelante con un esquema de trabajo para responder a las demandas de las familias potosina.

Sobre seguridad, dijo que en San Luis hay más de cuatro mil 600 elementos para combatir al crimen, pero solo mil salían a la calle “a partírsela por el pueblo potosino”, mientras el resto se cobijaba con sindicatos para estar en labores administrativas o cuidando de políticos.

“Vivían como en Disneylandia, porque a ellos nada los tocaba”.

Sobre la deuda, acusó que la deuda estatal no era de 4 mil 700 millones de pesos como argumentaban las autoridades salientes, pues se trataba solamente de la deuda bancaria; “en deuda, en pasivos, nos heredaron más de 16 mil millones, sumando más de 20 millones de deuda para el estado de San Luis Potosí, pero eso se va a acabar, aquí se acabaron los chairos, los fifís y vamos a sacar a San Luis adelante”, puntualizó.