SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 23 de marzo de 2020.- Integrantes de la Asociación de Turismo en El Naranjo acudieron a Palacio de Gobierno para solicitar el apoyo de autoridades, ya que derivado de la contingencia de salud por el Covid 19, los parajes turísticos, hoteles y demás servicios que esperaban una gran afluencia de visitantes debido a la Semana Mayor, permanecerán cerrados.

Su vocera, Margarita Piña, comentó que la ayuda que solicitan al mandatario estatal Juan Manuel Carreras López y al secretario de Turismo Arturo Esper Sulaimán, es dirigido hacia sus trabajadores, quienes viven en la incertidumbre, pues el dinero del que viven se genera precisamente de estos sitios turísticos.

“Nos han parado todos los parajes sin decirnos nada y sin previo aviso, cerraron todo centro de trabajo, nos devuelven camiones con turistas. Venimos a hacerle una petición al gobernador y al sector turístico para ver en qué nos van a apoyar, es muy fácil decir cierren, pero todos tenemos trabajadores que viven al día, eventuales, y realmente de dónde vamos a comer todos los que vivimos del turismo”, expresó.

El golpe económico y laboral según lo denuncio Margarita Piña es severo, pues serían cerca de 80 personas las que se quedarían sin trabajo y se perdería un ingreso diario de 30 mil pesos por paraje, los cuales son cinco en aquel municipio. También están a la espera de lo que el titular de Turismo en el Estado les resuelva una vez que concluya sus reuniones con sectores empresariales.

“En estos primeros días tenemos cerca de ocho hoteles con 15 trabajadores cada uno, aparte los restaurantes con un promedio de 10 trabajadores por restaurante, los parajes con 55 trabajadores por paraje, toda esa gente que vive al día, que vive de las rentas de chalecos, lanchas, de lo que venden, no sabemos de qué van a vivir. El secretario de Turismo sí nos atendió y nos dijo que ya están en pláticas con cámaras y con presidentes municipales para ver qué nos resuelven”.

La vocera de la asociación de turismo en el municipio de la zona Huasteca, dijo que por el momento dueños de hoteles, restaurantes y parajes están costeando los salarios de sus empleados, pero sólo pueden soportar dos semanas más, ya que se había invertido dinero en insumos para las visitas turísticas que esperaban por la temporada.

“Teníamos todo vendido, nos piden devoluciones, de mi parte no he despedido a ningún trabajador, estamos absorbiendo los gastos por eso venimos, no podremos durar más que dos semanas a lo mucho en esta situación antes de llegar a una crisis, los parajes ya despidieron a todos, lo que nuestros clientes nos dan de anticipo ya lo invertimos y cómo vamos a dar devoluciones si el Gobierno no nos apoya, ya no queremos que nos ayude a los dueños, sino que nos apoye para mantener a nuestros empleados, si se quedan sin trabajo a lo mejor roban o asaltan por el hambre”, finalizó.