SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 11 de julio 2020.- Científicos del Centro de Investigación en Ciencias de la Salud y Biomedicina (CICSaB) de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP), la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y de la India han comenzado una investigación por encontrar una vacuna preventiva en contra del Covid 19.

El doctor Roberto González Amaro, director del CICSaB, indicó que esta vacuna profiláctica tiene el propósito de prevenir la enfermedad causada por el virus SARS-CoV2.

Como una forma de contexto en el panorama mundial, señaló que en la actualidad se cuenta con un aproximado de 150 prototipos de vacuna; de estas, 129 se encuentran en fase preclínica —de desarrollo y, si haber sido administrada en personas—de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS); así como otros 18 candidatos a vacuna que están en fase clínica, es decir en pruebas con humanos.

González Amaro indicó que esta cantidad de prototipos se debe a que la generación de vacunas en contra de un virus como el Covid 19 resulta un proceso complicado, ya que a pesar de que se complete todo el proceso preclínico y clínico, no garantiza que las vacunas lleguen a ser efectivas o que se tengan efectos colaterales.

«Es muy probable que aun cuando haya algunos [prototipos] muy avanzados ya pueden no funcionar, por lo que están generándose nuevos prototipos que tendrán ser probados a través de todo este proceso, de la fase preclínica y clínica, con la esperanza de que uno de ellos dé lugar a una vacuna efectiva y con pocos efectos colaterales», comentó.

Es aquí en donde entra el equipo de investigación de CICSaB, cuyos integrantes desde hace meses se han dedicado a generar dos prototipos de vacunas, en conjunto con investigadores de la UNAM y de India, país líder en la generación de vacunas.

Por una parte, se tiene al doctor Mauricio Comas García de la Sección de Microscopía de Alta Definición, así como al doctor Sergio Rosales Mendoza, de la Sección de Biotecnología.

VACUNA RECOMBINANTE

El doctor González Amaro, explicó que uno de los prototipos es una vacuna recombinante, en la que a través de técnicas de genómica, genética y biología molecular se hacen proteínas provenientes de dos especies distintas. En este caso se intenta generar una vacuna que contiene una proteína S del SARS- CoV2, y que se encuentra en la superficie del virus.

Añadió que este prototipo tiene el propósito de administrarla a un individuo para que su sistema inmune reconozca el virus y genere anticuerpos y linfocitos activados para que distinga la proteína, y le dé protección a la persona.

«Ese individuo cuando se enfrente al virus completo ya tiene anticuerpos y linfocitos que reconocen al virus y lo eliminan rápidamente. Entonces ese individuo se dice que es resistente y por lo tanto se puede exponer al virus y no enfermarse», comentó.

LA PROTEÍNA S

El otro prototipo que se realiza en el CICSaB utiliza partículas semejantes a virus, pero que no tienen la capacidad de infectar y replicarse. Por medio de técnicas de biología molecular, en la superficies de dichas partículas se adicionan fragmentos de la proteína S.

Así como en el prototipo anterior, este también tiene el objetivo de generar una respuesta inmune de la proteína S en el individuo.

EL TAMIZAJE

Además de las dos investigaciones referidas, se cuenta con otros dos proyectos relacionados a Covid 19 que están en progreso.

El primero consiste en generar una prueba de tamizaje para la detección del virus. Debido a que la prueba PCR es costosa, requiere tiempo para su realización, así como un equipo científico sofisticado, son pocos sitios del país en la que se realiza.

Por lo que en CICSaB se desarrolla el proyecto a cargo de la doctora Perla del Carmen Niño Moreno, de la Sección de Genómica Médica, el cual tiene el propósito de detectar con finalidad los casos positivos, a un costo más asequible y que requiere de una infraestructura menos compleja.

Este proyecto cuenta con el apoyo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

INFECCIONES AGREGADAS

El segundo proyecto, a cargo de la doctora Sofía Bernal Silva de la Sección de Genómica Médica, consiste en la detección temprana y automatizada de infecciones agregadas en pacientes con Covid 19.

El doctor González Amaro explicó que debido a que los pacientes graves se encuentran en las Unidades de Cuidado Intensivo están sometidos a muchas maniobras por parte de los médicos, lo que ocasiona que tengan infecciones agregadas, por bacterias o virus, las cuales incluso pueden ser la causa de la muerte.

«Entonces en estos pacientes es muy importante tener un sistema muy eficiente para la detección temprana de esas infecciones agregadas que requerirían de un tratamiento oportuno», comentó.

Este proyecto cuenta con el apoyo del Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología (Copocyt) y se encuentra en desarrollo, con el propósito de salvar a la mayor parte de los pacientes con Covid 19.

FASE PRECLÍNICA

En el CICSaB se desarrolla fundamentalmente la mayor parte de la fase preclínica. Cuando se tenga evidencia en modelos animales del funcionamiento del prototipo, entrarán los otros dos grupos de investigación para encargarse de producir la vacuna en nivel casi industrial para llevar a cabo la fase clínica.