• “Ebrard será Presidente de facto si Mario Delgado toma Morena”, augura Muñoz Ledo. Sheinbaum por el camino mediático de AMLO y victimiza a María Gasca.

Cuando Andrés Manuel López Obrador ganó la encuesta de tres preguntas que dejaron fuera de la contienda electoral a Marcelo Ebrard Casaubón en noviembre del 2011, el ahora presidente no imagino que 9 años después el mismo método serviría para que su adversario interno esté a punto de tomar su partido, Morena, vía Mario Delgado Carrillo.

Falta la decisión final, pero el olfato de Porfirio Muñoz Ledo percibe las feromonas de lo que llama “La Presidencia de facto” del canciller, si Delgado logra apoderarse del partido.

Sería algo así como la revancha de la presunta paliza que significó la encuesta a la militancia, tan o más opaca y amañada que la consulta que tumbó el Aeropuerto de Texcoco.

Si la predicción del neo morenista, ex presidente del PRI, Muñoz Ledo, sobre el otro ex priista camachista, Marcelo, resulta cierta, la presidencia de la república del oootro ex priista, López Obrador, será en los hechos solamente de tres años.

Y no es que Muñoz Ledo tenga una bola de cristal, Andrés Manuel tiene un desmadre brutal a menos de dos años de gobierno, provocado por odios, intransigencias, ignorancia, malas decisiones, impunidad y corrupción selectiva, donde al menos dos figuras de la izquierda histórica ya lo abandonaron en los últimos dos meses: Víctor Manuel Toledo y Jaime Cárdenas.

Ni quien dude de la capacidad de Muñoz Ledo como arma letal una vez que cambia de trinchera. Tan pronto deje San Lázaro, donde el propio Ebrard y Mario Delgado hablaron al oído de López Obrador para bloquear su reelección como presidente de la Mesa Directiva, podría ser una bomba contra Morena.

Si Marcelo logra imponer a Delgado en el timón de Morena, Claudia Sheinbaum Pardo se topará con un muro infranqueable en el 2024. El grupo de la cancillería se las arreglará para debilitar al presidente en la sucesión y dejará esa ‘carga’ al partido. Esto es, lo van a hacer cumplir su promesa de “no meter mano en la vida interna de los partidos”.

Ebrard como salvador de Evo Morales Ayma, como el hombre que logró acuerdos con el imposible presidente de los Estados Unidos Donald Trump, el que logró consolidar la estrategia de salud para garantizar el abasto de medicamentos y equipos en la pandemia, y garantizó una futura vacuna, será de nuevo el salvador de López Obrador.

Lo dicho, Muñoz Ledo huele esas feromonas de la estrategia del poder orquestada por el ex Jefe de Gobierno de la CDMX, pero también ve el cansancio de Andrés Manuel, quien dentro de tres años y medio estará mucho más erosionado y manipulado por el “Presidente de facto”. 

Sheinbaum por el camino mediático de López Obrador

Era previsible que la errática conferencia de prensa de Claudia Sheinbaum Pardo con acusaciones mediáticas y no jurídicas, victimizara a María Beatriz Gasca Acevedo.

En un mal papel de policía política, la Jefa de Gobierno formuló toda una tesis contra la vicepresidenta de GIN Group, con acusaciones de financiamiento a grupos feministas en la toma de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.

¿Dónde está la denuncia de la ombudsperson Rosario Piedra Ibarra..?

De inmediato Gasca renunció al puesto en la empresa y ahora se consolida como una de las líderes más visibles de los colectivos feministas.

De tener pruebas de delitos cometidos por María Beatriz, Sheinbaum tuvo que acudir primero a la Fiscalía de Ernestina Godoy o en la de Alejandro Gertz Manero por ser un edificio federal, pero eso de salir a medios para ‘quemar’ o revelar información que no llevará a ningún proceso judicial, es puro arguende, como quien propone enjuiciar a ex presidentes pero antes los perdona, como quien hace que investigará a Enrique Peña Nieto “El Impune” pero no lo toca ni con un pétalo.

Peor aún, la Jefa de Gobierno dio tumbos como respuesta a cuestionamientos de reporteros sobre la posibilidad de fincarle responsabilidad penal a las activistas. Claudia respondió una y otra vez: “Nada más es para que se sepa, es para informar” ¡y..!

A ver si no se la voltean a Claudia, ya que desde su posición de gobierno es un error acusar sin pruebas a Gasca de estar vinculada a GIN Group, además de asegurar que esta empresa cometió fraudes de miles de millones de pesos.

La demanda contra Sheinbaum por daño moral está a la mano, además entorpece la investigación de la Fiscalía, si es que denunciará lo que dice.