OAXACA, Oax., 10 de febrero de 2020.- La depresión en el 2020 será la segunda causa de discapacidad en el mundo, y la primera en los países considerados como en vías de desarrollo, como el caso de México, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Ante este panorama las instituciones de salud públicas deberán desarrollar acciones efectivas para tratar a esta enfermedad mental, que la mayoría de las veces tiene un origen silencioso como el cáncer.

Uno de los estudios más completo de la genética de la depresión, señala que todos los seres humanos tenemos en mayor o menor medida, factores genéticos de riesgo del Transtorno Depresivo Mayor (TDM).

Lee la nota completa en Quadratín Oaxaca